DCA: Dollar Cost Averaging

Hemos visto que los fondos de inversión pueden subir y bajar de valor a lo largo del tiempo. Fíjate en el siguiente gráfico de un fondo de inversión basado en el índice europeo EuroStoxx 50

Fondo Naranja EuroStoxx 50

Si quisieramos invertir en ese fondo, el mejor rendimiento se conseguiría si metemos nuestro dinero en el momento que el fondo está más bajo. Fíjate por ejemplo el mínimo que hay justo antes del año 2010. Si hubieramos metido ahí el dinero, en 2022 tendríamos casi el triple de dinero, una rentabilidad del 200%.

Pero si nos hubieramos equivocado y hubieramos metido el dinero en el máximo que hay antes aproximadamente en 2007, habríamos estado perdiendo dinero hasta 2015, unos 8 años. A partir de ahí tendriamos sube y bajas casi otros 5 años y a día de hoy, 2022, habríamos conseguido una rentabilidad de aproximadamente un 22%. Parece alta, pero estamos hablando que hemos tardado unos 15 años en conseguirla y es muy baja respecto al 200% que habríamos obtenido sólo si hubieramos esperado uno o dos años más a meter el dinero.

Viendo el gráfico histórico es muy evidente cuándo invertir para sacar el máximo rendimiento. Pero como decía Niels Bohr, «Hacer predicciones es muy difícil, sobre todo si son del futuro». No es tan evidente decidir cuándo invertir el dinero para obtener el máximo rendimiento a partir de hoy.

Una estrategia es esperar que el fondo baje mucho y en ese momento comprar. ¿Pero cuánto es mucho? ¿Cómo sabemos si hemos llegado al mínimo o va a seguir bajando?. Niels Bohr tenía razón, es complicado y es muy fácil equivocarse.

Además, aunque hacerlo así puede ser correcto si acertamos, es algo contra intuitivo. La tendencia natural de la gente es : el fondo va bien, vamos a comprar participaciones para aprovechar que está subiendo. El fondo va mal, vamos a vender antes de que se vaya a pique. Justo lo contrario de lo que estamos diciendo, habría que comprar cuando el fondo ha bajado de forma significativa como para pensar que llegamos a un mínmo y cuando queramos recuperar el dinero esperar a que el fondo suba significativamente.

Una estrategia de inversión que intenta paliar todas estas dificultades es el «Dollar Cost Averaging» o DCA. Con esta estrategia lo que hacemos es invertir periódicamente pequeñas cantidades de nuestro dinero, de forma contínua a lo largo de todo el tiempo. Según el dinero que dispongas, pueden ser 50€ todos los meses, el día 1 de cada mes por ejemplo, o 1000€ todos los días.

Y debes hacer la inversión sin importar como vaya el fondo, tanto si está subiendo como si está bajando. De esta forma, evitas la posiblidad de invertir todo justo en un máximo, pero también la de invertir todo justo en un mínimo. No tendrás rendimientos tan altos como si hubieras acertado con el mínimo, pero tampoco tan bajos como si te hubieras equivocado en el máximo.

Imagina en el fondo del gráfico anterior que hubieras estando invirtiendo 100€ todos los meses. Durante los tiempos buenos de 2008, habrías estado comprando participaciones del fondo caras durante unos tres años, desde 2005 a 2008, que es lo que dura esa «montaña» del gráfico. Luego, desde 2008 hasta 2013 habrías estado comprando participaciones baratas, durante el «valle» de la curva. Cuando el gráfico empieza a subir, estas últimas participaciones compradas durante el «valle» empiezan a generar rendimiento. Son participaciones que no tendrías si hubieras comprado de golpe al principio.

El siguiente gráfico muestra la diferencia de rendimiento de ambas estrategias, suponiendo un inversor que se equivoca e invierte de golpe en un máximo. Un segundo inversor invierte la misma cantidad que el primero, pero lo hace con cantidades pequeñas fijas mensuales, desde el principio del gráfico hasta el final.

Comparativa fondo basado en MSCI World Index vs DCA

En la línea azul, en inversor que ha metido todo de golpe en mal momento. Rendimiento desde 2007 a 2016 (10 años aproximadamente) un 7%

En la línea roja, el inversor que usa DCA que mete una cantidad fija pequeña mensual. Su rendimiento en estos 10 años es aproximadamente 25%

Así que una buena estrategia para moderar los riesgos a costa de no dar «el pelotazo» y no andar pendiente de cuándo es el momento adecuado o no para invertir, es hacer inversiones periódicas y de forma automática a largo plazo. Para gente normal con sus ingresos por el trabajo, suele ser buena idea meter mensualmente una cantidad fija a principio de mes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.